LS 39. Ecosistemas vs. eco-mono-temas

39. El reemplazo de la flora silvestre por áreas forestadas con árboles, que generalmente son monocultivos, tampoco suele ser objeto de un adecuado análisis. Porque puede afectar gravemente a una biodiversidad que no es albergada por las nuevas especies que se implantan. También los humedales, que son transformados en terreno de cultivo, pierden la enorme biodiversidad que acogían. En algunas zonas costeras, es preocupante la desaparición de los ecosistemas constituidos por manglares.

Imagen enlazada de http://www.ecoportal.net/var/ecoportal_net/storage/images/eco-noticias/segun_naciones_unidas_latinoamerica_perdio_en_los_ultimos_20_anos_el_30_de_su_biodiversidad/1973494-1-esl-ES/Segun_Naciones_Unidas_Latinoamerica_perdio_en_los_ultimos_20_anos_el_30_de_su_biodiversidad.jpg

Los ecosistemas no sólo son importantes para contemplar la Naturaleza en su estado puro, sino sobre todo para mantener los equilibrios que la han hecho sostenible hasta este momento. Y uno de esos equilibrios, con valor intrínseco -pero también práctico-, es el que se consigue a través de la biodiversidad. Como tal, la biodiversidad es un depósito de alternativas diferentes que pueden aportar diferentes respuestas ante situaciones complejas. Si reducimos la biodiversidad, reducimos también la resiliencia de los ecosistemas, y los exponemos al fracaso ante cualquier fenómeno que pueda afectarles.

La actuación humana sobre los ecosistemas remeda de alguna manera lo que también produce sobre la diversidad de culturas y tradiciones: una globalidad unificadora que reduce la riqueza del ser humano, a cambio de hacerlo más maleable y útil para la economía de mercado. (El riesgo de uniformidad alcanza incluso a la propia Iglesia, que también, a imagen de los ecosistemas, debe buscar su propio equilibrio entre diversidad e interconexión.)

Aunque no se busque intencionadamente, acabamos por imponer la uniformidad y la pérdida de biodiversidad. Los ecosistemas dejan de ser sistemas y pasan a ser monotemas. Esto no es sólo peligroso, sino que, además, y reconozcámoslo, es también menos bello.

Miguel Ángel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s