FT 004. Acoger el amor y la paz para entregarlos

4. Él no hacía la guerra dialéctica imponiendo doctrinas, sino que comunicaba el amor de Dios. Había entendido que «Dios es amor, y el que permanece en el amor permanece en Dios» (1 Jn 4,16). De ese modo fue un padre fecundo que despertó el sueño de una sociedad fraterna, porque «sólo el hombre que acepta acercarse a otros seres en su movimiento propio, no para retenerlos en el suyo, sino para ayudarles a ser más ellos mismos, se hace realmente padre»[4]. En aquel mundo plagado de torreones de vigilancia y de murallas protectoras, las ciudades vivían guerras sangrientas entre familias poderosas, al mismo tiempo que crecían las zonas miserables de las periferias excluidas. Allí Francisco acogió la verdadera paz en su interior, se liberó de todo deseo de dominio sobre los demás, se hizo uno de los últimos y buscó vivir en armonía con todos. Él ha motivado estas páginas.

4. Eloi Leclerc, Exilio y ternura, ed. Marova, Madrid 1987, 205.


Cada vez lo recuerdo más a menudo: 
"la boca habla 
de lo que rebosa el corazón." 
San Francisco había descubierto 
su unión con todos los hombres 
y con toda la creación, 
y la vivencia de haber recibido 
el Amor infinito de Dios.
De todo ello surgen palabras 
de respeto hacia los demás, 
desinterés por el poder 
y entrega a los más débiles.
¿Por qué me resulta tan difícil sentirme 
profunda e íntimamente amado por Dios, 
a pesar de descubrir los inmensos regalos 
con que Dios me colma cada día?

Frente al imperio de las ideologías,  
un hombre propone amor. 
El amor construye al otro,  
le ayuda a ser.  
A ser él. 
La ideología sólo manipula y cosifica. 

Desde el amor los seres humanos son  
seres hermanos; 
desde la ideología unos lo son  
y otros no. 

Quien permanece en el amor 
permanece en Dios 
y construye vida y sociedad. 
Pero quien se ata a una ideología 
sólo pretende esclavizar personas: 
esclavizarlas para construir, 
a toda costa (y a todo coste) 
una sociedad a su medida, 
aunque no sea la medida de los otros. 

¿Quieres libertad? 
Constrúyela desde el amor. 
¿Quieres justicia?  
Constrúyela desde el amor. 
¿Quieres igualdad? 
Constrúyela desde el amor. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s